Excite

¿De qué está hecho realmente el pienso para perros?

Todos queremos lo mejor para nuestra mascota. Por eso siempre que le compramos pienso queremos que sea el mejor dentro de nuestro presupuesto. Ahí entramos a mirar los piensos más apropiados para nuestro perro según edad y tamaño y haciendo caso de las opiniones de los expertos. Sin embargo, pocos conocen de qué está hecho realmente el pienso para perros. Si te interesa saberlo, continúa leyendo.

    Twitter

Composición del pienso

El pienso es un alimento elaborado para animales. Según la normativa europea el pienso es "cualquier producto, incluido los aditivos, que está destinado a la alimentación mediante vía oral de los animales, tanto si ha sido transformado entera o parcialmente como si no".

Como está pensado para cubrir todas las necesidades del animal, se puede usar como alimento único, salvo en los casos en los que se usa como alimento complementario a otros productos de la dieta. La fabricación del pienso compuesto puede tener desde materias primas especialmente seleccionadas, como cereales u otro cultivo, sustancias sintéticas y hasta desechos de los alimentos que no sirven para el consumo humano.

Sea cuál sea el porcentaje de estos elementos, todos los piensos deben superar unos controles para constatar que no son nocivos para el perro. Para la elaboración del pienso compuesto primero se analizan las materias primas que se van a utilizar, luego se almacenan y se muelen para, posteriormente, mezclarlos con el resto de materias primas para hacer la mezcla homogénea.

Las materias primas deben ser incorporadas en su porcentaje para obtener las proporciones adecuadas. Cuando se realiza la mezcla se busca que el producto sea homogéneo y se añaden los minerales y aditivos. Algunos de los piensos son sometidos a fuerzas de fricción, presión, incrementos de temperatura...todas ellas se aplican para modificar ciertas características de las materias primas y hace que el pienso acabe tomando forma de grano más o menos grande.

El pienso de los perros es de mejor o peor calidad en función de los productos que traiga y su porcentaje. Las principales fuentes de alimentación deberían ser carne o pescado. Cuanto más tipos de carne contenga el pienso, más equilibrado será. Un pienso puede incluir subproductos, y esto no es bueno. Hay piensos que además contienen conservantes químicos, también debemos evitarlos porque son cancerígenos.

Otro compuesto que puede tener el pienso es el maíz. Si un pienso tiene este producto es mejor evitarlo porque será de menor calidad. La dieta de un perro no necesita trigo, maíz, ni cereales. El maíz además es muy difícil de digerir para los perros y puede darles alergia.

El pienso también puede contener productos no aptos para el consumo humano. Si contiene este tipo de productos, debemos saber que nuestro perro puede estar comiendo restos de animales que murieron enfermos, y picos y plumas de animales utilizados como proteínas. Por si alguien lo dudaba, esto no es nada bueno.

El pienso puede venir extrusionado u horneado. Es mejor que haya sido elaborado con el segundo proceso puesto que con el primero, las bolas de pienso tienen más aire que alimento. Si contiene verduras, cebada, frutas, glucosalina y condroitina es mejor para el perro.

Los ingredientes que traen Omega 3 y/u Omega 6 como la grasa de pollo, la de pescado, la semilla de lino, el aceite de girasol o el ácido linoléico, son positivos para el perro porque ayudan a mantener el pelo y la piel saludable y son de fácil digestión.

FOTOS: 14 motivos por los que la gente quiere más a los perros que a las personas

Si el pienso lleva salvia es bueno para preservar las funciones cognitivas y aumentar su capacidad de concentración, además de ayudar a curar las erupciones y heridas en la piel. La vitamina E en el pienso ayuda a mantener la piel sana y funciona como antioxidante. La biotina ayuda al crecimiento del pelo, mientras que el arándano previene la reproducción de bacterias en riñones y vías urinarias y previene la cistitis.

Otros ingredientes del pienso que son buenos para el perro son el romero, la manzana, el amaranto, la levadura de cerveza, la yuca, los huevos, el lactobacillus Acidophilus, Streptococcus Faecium (yogur natural) y la levadura.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017