Excite

La intensidad del terremoto de Japón ha cambiado la forma del océano

Parece ser que el devastador terremoto sufrido por Japón hace ya unas semanas ha modificado de algún modo la forma del océano. Así al menos lo han hecho saber diversos expertos y observadores del planeta que se reunieron en la Universidad Politécnica de Múnich, basándose en información recopilada por el satélite GOCE, encargado de explorar magnitudes relacionadas con la gravedad y la circulación oceánica. Se dio la casualidad de que dicho satélite pasó por la zona del seísmo tan solo un día después de que este tuviera lugar, consiguiendo datos de primera mano.

La cabeza visible del grupo de expertos que ha dado a conocer este hecho, Roland Poll, afirma que el terremoto a buen seguro ha causado un cambio en la forma del geoide, término que se utiliza técnicamente para referirse a 'un océano hipotético que cubriese toda la Tierra sin verse afectado por mareas o corrientes'. Este concepto suele utilizarse como referencia para medir magnitudes referidas al nivel del mar, los movimientos del hielo o la circulación oceánica.

El satélite GOCE se lanzó el 17 de marzo de 2009 desde la localidad rusa de Plesetk, siendo tan solo el primero dentro de una serie de satélites diseñados para examinar distintos aspectos del globo terrestre. Su misión principal ya está completada: cartografiar con gran precisión el campo gravitatorio de la Tierra. Sin embargo, esta no es la única información útil conseguida por el nuevo satélite. Gracias al mismo, los científicos han aprendido el valor que tienen las corrientes marinas del Atlántico Norte a la hora de equilibrar el clima del planeta. La calidad de los datos es tal que se ha optado por prolongar su misión hasta finales del próximo año.

Imagen: xp.pe

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016