Isabel II suspende la fiesta de Navidad de sus empleados

La Reina de Inglaterra, Isabel II, ha anunciado que, en vistas de la situación de crisis económica y de los recortes que ha sufrido el presupuesto destinado a cubrir las necesidades de la Casa Real británica, se suspende la fiesta que, con motivo de la llegada de la Navidad, ofrece cada dos años a sus 600 empleados.

De esta forma, revelándose como una gran administradora, Isabel II ha considerado que la cancelación del festejo que tradicionalmente se brinda a su numeroso servicio era necesaria atendiendo a 'las difíciles circunstancias económicas que afronta el país'. Como consecuencia de ello, desde el Palacio de Buckingham se consideró que sería 'apropiado que la Casa Real mostrara contención y por tanto no celebrara la fiesta', manifestó un portavoz.

Así, las personas más allegadas laboralmente a Isabel II, que recientemente tuvo que ceder el control de la economía familiar al Gobierno, se quedan sin la tumultuosa fiesta, en la que nunca falta alguna celebridad que deleita a los invitados, trabajadores en su mayoría del Palacio de Buckingham o del Castillo de Windsor, con su actuación. No obstante, se desconoce por el momento si la celebración de la Navidad por parte de la Familia Real británica, que percibe anualmente 45,8 millones de euros, sufrirá algún tipo de recorte, si bien la medida parece poco probable.

Imagen: samspadesf.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2014