Excite

¿Por qué hay personas que siempre llegan tarde?

Dicen que hay dos tipos de personas: los que son de té y los de café, los de chocolate o chocolatina, los de Nintendo o Sega, los de Nocilla o Nutella, los de Barça o Madrid, los de Cola Cao o Nesquik, y por supuesto, los que siempre son puntuales y los que siempre llegan tarde. Tanto si estás en un lado como en el otro, te interesará saber el motivo de tanta tardanza cuando este perfil de gente tiene una cita.

    Twitter

Un motivo interesante

Los que sois puntuales no entenderéis como ciertas personas siempre, siempre, siempre llegan tarde a cualquier cita que tiene con vosotros. Por otra parte, muchos impuntuales, que no todos, luchan cada día que tienen un compromiso por llegar temprano, pero siempre le fallan las cuentas y llegan tarde. Pueden ponerse alarmas, tener todas las cosas que necesitan calculadas y salir de casa con tiempo, pero da igual, siempre, siempre, siempre se retrasan.

Grandes como Shakespeare y Oscar Wilde han hablado sobre el tema. Mientras que el primero era más partidario de la puntualidad diciendo que "más vale llegar 3 horas antes que un minuto tarde", el segundo defendía que "llegar tarde es una cuestión de principios" y que "la puntualidad es una pérdida de tiempo". Pero, ¿podemos elegir ser puntuales o nos viene impuesto de alguna forma?

Aunque sorprenda a muchos, si las personas suelen tender a ser siempre puntuales o impuntuales, debe haber un patrón que los haga constantes. Según la ciencia, las personas que siempre llegan tarde a los sitios son optimistas. Sí, ya tienes excusa para la próxima vez que llegues tarde: "Hola, siento llegar tarde, pero es que soy optimista". Aunque quizá sea mejor que pidas disculpas si no quieres que alguien te parta la cara.

FOTOS: Existen dos tipos de personas, ¿cuál de ellas eres tú?

Las personas optimistas suelen apostar por tener mejores resultados de los esperados en cualquier tarea por una persona objetiva o pesimista. Entonces, con el tiempo no son una excepción y piensan que les va a dar tiempo de sobra a realizar determinadas tareas antes de acudir a un compromiso con otra persona.

Los psicólogos pusieron un nombre a esto en 1979, la 'falacia de la planificación', y hace referencia a la tendencia inevitable que tienen ciertas personas a pensar que determinadas tareas les llevarán menos tiempo del que en realidad necesitan para realizarlas.

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2019