Excite

Troy Davis ha sido ejecutado esta noche en la prisión de Atlanta

  • Foto:
  • elcomercio.pe

Nada ni nadie ha podido impedir que Troy Davis, de 42 años, haya sido ejecutado la pasada noche en la prisión de Atlanta en la que ha pasado sus últimos años. Eran poco más de las once cuando una inyección letal acababa con su vida pese a los gritos de clemencia de quienes se congregaban a las puertas de la cárcel.

Eso a pesar de que apenas una hora antes el Tribunal Supremo de EEUU tenía en sus manos la decisión de impedir la condena a muerte del preso. Sin embargo, 40 minutos antes de la ejecución se terminaba cualquier rastro de esperanza al denegarse la solicitud del abogado de Davis.

Y es que las dudas sobre este caso han estado presentes en todo el proceso. Troy Davis, un hombre afroamericano estadounidense, fue detenido en 1989 por la muerte de un policía. Sin embargo, el preso siempre mantuvo su inocencia que vino a ser refrendada por siete de los nueve testigos que se retractaron tras el juicio.

De hecho, sus últimos minutos de vida los ha utilizado Davis para dirigirse a la familia de la víctima asegurándoles que él no era el responsable de lo que pasó. No obstante, para la madre del policía asesinado no han sido suficientes. Ni para ella ni para los fiscales que se han apoyado en deferentes informes de balística para afirmar que los disparos que acabaron con la vida de Mark MacPhail salieron del arma de Davis.

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2020