Excite

Un bebé resucita tras recibir el cariño de su madre

El empeño y el amor de una madre han obrado el milagro: la supervivencia de un bebé prematuro que nació muerto y que, dos horas después, volvió inexplicablemente a la vida.

Le ha sucedido a Kate Ogg, una joven madre australiana que dio a luz de forma prematura a dos gemelos, un niño y una niña, Emil y Jamie, con apenas 27 semanas de vida y poco menos de un kilo de peso.

Los médicos consiguieron estabilizar a la niña, pero tras varios intentos informaron a Kate que el pequeño Jamie había fallecido. Fue entonces cuando la madre les pidió que le trajeran a su hijo para ponérselo cerca del corazón y comenzar a susurrarle mientras le acariciaba.

Fue entonces cuando, para sorpresa de los médicos, a las dos horas Jamie volvió a la vida abriendo sus ojos y agarrando tímidamente el dedo de su madre que, cinco meses después, ha decidido contar esta sorprendente historia para concienciar sobre las técnicas de estimulación de prematuros que, en su caso, ha hecho que pueda disfrutar de su hijo que ya tiene cinco meses.

Imagen: 20minutos.es

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016