Excite

Un cóctel de drogas mató a Cleopatra y no la mordedura de un áspid

Si siempre se había creído que la muerte de la reina más conocida del Antiguo Egipto, la bellísima Cleopatra, había sido consecuencia de la mordedura de una serpiente venenosa, ahora un reconocido historiador alemán, el profesor de la universidad de Trier Christoph Schaefer, afirma que la regente se suicidó gracias a un cóctel de drogas letales que incluyen el opio y la cicuta.

La Reina del Nilo, que acabó con su vida en el año 30 a.C a la edad de 39 años y fue el último faraón en gobernar Egipto antes de que el país se convirtiese en una provincia romana, no habría permitido, según indica Schaefer, la muerte por áspid, la cobra egipcia, ya que esta habría sido lenta y dolorosa y posiblemente habría deformado sus hermosos rasgos faciales.

El científico alemán sostiene, tras realizar una ardua investigación en la que ha viajado a Alejandría para consultar antiguos textos de médicos y expertos en serpientes, que Cleopatra, que deseaba morir bella para seguir manteniendo su mito tras su muerte, tomó probablemente un cóctel de opio y cicuta, que provoca una muerte indolora en apenas un par de horas, evitando así la agonía que habría supuesto para la piel el veneno del reptil.

Otro elemento que sostiene la teoría de Schaefer no es otro que los motivos que impulsaron a Cleopatra al suicidio. La reina, que sostuvo una relación con Marco Antonio que decidió suicidarse tras perder la batalla de Actium, se provocó a ella misma la muerte para seguir al hombre que le había dado tres hijos. La bella reina no habría deseado lógicamente estar deformada para reunirse con él en la otra vida, ya que según las tradiciones y creencias egipcias de la época, ella habría pasado al otro lado tal y cómo se encontraba al morir en la Tierra.

El propio historiador alemán afirma al respecto que `si Cleopatra quería seguir a Marco Antonio, no iba a ir deformada por la mordedura, si no con su belleza intacta´, añadiendo que la muerte por pastillas tenía más sentido en una época en la que el cianuro y la cicuta eran el método más común entre los faraones para cometer asesinatos y también para los suicidios.

Imagen: egiptologia.com

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2016