Excite

Un pingüino viaja 8000 kilómetros todos los años para ver al hombre que le salvó

  • @A3Noticias - Twitter

Esta historia es otra situación más que emocionará a los amantes de los animales y hará que el resto de personas valoren el vínculo que se pueden dar entre especies tan alejadas como las aves y los seres humanos. Y es que esta increíble historia tiene como protagonistas a un pingüino y el hombre que le salvó la vida hace ya unos años.

Un pingüino que se ha convertido en noticia porque cada año se hace nadando 8000 kilómetros por voluntad propia, para ver a la persona que lo rescató: Joao Pereira de Souza. Como podemos ver en la imagen, la amistad entre este ave marina y este ser humano es totalmente verdadera.

La historia comenzó hace cuatro años cuando Joao, ahora pensionista de 71 años, encontró un pingüino de Magallanes sudamericano cubierto de aceite en una isla frente a la costa de Río de Janeiro. El que era antes albañil, cuidó del animal, al que le puso el nombre de Dindim, hasta que volvió a encontrarse sano y salvo. Una semana tardó en quitarle todo el residuo negro y pegajoso de sus plumas.

Una vez que Dindim estuvo bien, Joao lo liberó de nuevo esperando que nunca volvería a verlo más. Sin embargo, la fuerza del amor creó aquí un vínculo especial entre especies diferentes, y el pingüino de Magallanes volvió para visitar a su salvador unos meses después.

FOTOS: 8 animales que parecen inofensivos pero son venenosos

Desde entonces, se tiene la certeza de que el Dindim nada aproximadamente 8000 kilómetros cada año para visitar a Joao. Allí pasa ocho meses y vuelve cada año para reproducirse a la zona de la costa de Argentina y Chile. En declaraciones a la cadena brasileña Globo TV, Joao afirma: "Amo al pingüino como si fuera mi propio hijo y creo que él también me ama. Nadie más puede tocarlo. Él les pica si lo hacen. Él se acuesta en mi regazo, me permite ducharlo, darle de comer sardinas y recogerlo. Me halaga que Dindim esté feliz de sustituir su hogar en el que vive con miles de pingüinos por encontrar este sitio y pasar un tiempo conmigo. Es una relación muy especial".

La historia ha tenido tanta relevancia que ni los expertos entienden muy bien cómo puede suceder algo tan mágico entre un ser humano y un ave marina. El biólogo Joao Paulo Krajewski, explicó a Globo TV que "nunca había visto nada como esto antes, creo que el pingüino cree que Joao es parte de su familia, y probablemente, lo ve como un pingüino".

Publicado por Manuel Peña - Perfil en Google+ - Leer más artículos de Manuel Peña

España - Excite Network Copyright ©1995 - 2017